El comparador de telefonía y préstamos online.

Diferencia entre inversión financiera e inversión económica

En Comparatodo, te contamos la diferencia entre inversión financiera e inversión económica y los beneficios que tienen para las empresas este tipo de inversiones.
Diferencia entre inversión financiera e inversión económica

Aunque puedan parecer conceptos casi sinónimos, son muy diferentes. En este post te explicamos las diferencias entre inversión financiera y y económica y cómo influyen en las cuentas de la empresa.


Inversión financiera

La inversión financiera consiste en invertir en activos estratégicos y no tangibles para que el negocio de una empresa o una persona prospere.

Consiste en asignar recursos en un activo financiero tal como una cuenta bancaria, acciones, fondos de inversión, divisas y derivados. Además, se pueden realizar compras de activos financieros. Este tipo de inversión puede producir o no un cambio, es decir, la empresa puede percibir beneficios o no a corto plazo.

La empresa puede tener ganancias colocando dinero en inversiones financieras como una cuenta de ahorros que devenga. También puede ser inversión financiera un gasto en educación o una iniciativa empresarial que no solo permita obtener beneficios económicos sino también generar trabajo y riqueza.


Inversión económica

Al hacer una inversión de tipo económica, se ponen recursos en algoque pueda generar beneficios por encima de un coste inicial.

La inversión económica consistiría en la compra o actualización de maquinaria y equipo o la adición de una fuerza de trabajo que suponga una ayuda o una mejora para la empresa, como un programa de reembolso de matrícula para los empleados.

Tanto en la inversión económica como en la financiera, la empresa se somete a un análisis de coste-beneficio para considerar el potencial rendimiento de la inversión. Estas inversiones tienen riesgo. Por ejemplo, invertir en programas de formación podría costarle dinero a la empresa si el empleado deja el trabajo un mes más tarde.


Diferencia entre gasto e inversión

En términos financieros, gasto e inversión son dos conceptos muy usados. Ambos suponen un desembolso inmediato o aplazado del dinero. La diferencia entre estos conceptos será la finalidad de cada uno y sus consecuencias en un futuro.

Los gastos son desembolsos que se refieren a la adquisición de un bien o el disfrute de un servicio para satisfacer una necesidad. Con el tiempo, se produce el consumo de ese bien o servicio sin esperar obtener un rendimiento en un futuro. Un gasto es inmediato.

Sin embargo, cuando hablamos de inversiones, es todo lo contrario. No es un gasto inmediato, sino que se hace con el objetivo de recibir una recompensa futura. Se espera un retorno de la cantidad que se desembolsa inicialmente, bien con el mismo carácter monetario o con carácter más intangible, como inversiones en educación, sanidad, etc.


Otro tipo de inversiones

Inversiones de funcionamiento: son las inversiones realizadas por la empresa con el objetivo de adquirir bienes del activo corriente, es decir, los que integran el ciclo dinero-mercancías-dinero: embalajes, materias primas, combustibles, material de oficina… En un sentido estricto, no se consideran inversiones.

Inversiones estructurales: estas inversiones se hacen para adquirir elementos del activo no corriente, es decir, maquinaria, edificios, ordenadores, coches, etc. Estos elementos se denominan activo inmovilizado, pues se prolongan en el tiempo durante varios ejercicios económicos.

Inversiones de renovación: son inversiones que sustituyen elementos que, por el paso del tiempo o por cualquier otra causa, han quedado inútiles e inservibles para la actividad productiva.

Inversiones de expansión: son inversiones realizadas para añadir nuevos elementos a los que ya existen en la empresa para poder incrementar la producción.

Inversiones de innovación: estas inversiones sustituyen elementos por otros que incorporan mejoras y avances de tipo tecnológico.

TAGS: #